Percy Cayetano Acuña Vigil

Página organizada por Percy Cayetano Acuña Vigil, está dedicada a temas de información y de discusión del urbanismo, el planeamiento y la arquitectura, enmarcados por mi visión de la filosofía política.

Sugerencias

Comentarios recientes

Se encuentra usted aquí

En marzo se licitaría faja para transportar plomo en el Callao

Infraestructura demandará US$25 millones y estaría lista a fines del 2008. Analizan sangre de 1.300 niños para descartar presencia de metal contaminante.


Por Andrea Castillo Calderón


María Cielo corre por las aceras rotas de la avenida Rímac, en el Callao, donde su familia vive desde hace casi treinta años. Quien la viera, menuda como es, podría pensar que no tiene más de 4 años de edad, pero en realidad ya tiene 7 y cursa, con dificultad, el primer grado de primaria.

Esas dificultades se veían venir cuando en el 2003 una prueba de diagnóstico de contaminación por plomo arrojó que la niña tenía 52 microgramos de ese metal por decilitro que circulaba por su sangre. La prueba se repitió un año después y no hubo variación.

María Cielo fue parte de los 552 niños de los asentamientos humanos Puerto Nuevo, San Juan Bosco y Barton que la Dirección de Salud del Callao evaluó hace tres años para determinar si estaban o no contaminados con plomo y en qué medida. Ese tipo de contaminación ya era un hecho público desde 1999, cuando se lanzó la alarma.

En ese entonces, se determinó que la población en riesgo de contaminación por plomo, por su proximidad a los almacenes de minerales y al puerto del Callao, era más de 86.000 personas, de las cuales el 10% tenía menos de 5 años de edad.

Para las autoridades de la Dirección de Salud del Callao (DISA- Callao), los índices de contaminación entre los niños han disminuido por las medidas sanitarias aplicadas en la zona del problema, Puerto Nuevo, principalmente, y el mejoramiento de las condiciones de almacenaje y transporte del mineral.

Según el director de la DISA-Callao, Benjamín Paredes, el seguimiento que el personal de salud mantiene en Puerto Nuevo, la zona más afectada, demuestra que en los últimos tres años los niveles de plomo en sangre delos niños menores de seis años han disminuido en 50%.

NUEVAS PRUEBAS
Reconoció, no obstante, que desde el 2004, por falta de dinero, no se realizan pruebas de descarte de contaminación por plomo. Por ahora se trabaja solo con la población escolar de ocho colegios afectados por la contaminación por plomo: María Reiche, Virgen María, Nuestra Señora de Guadalupe, República de Venezuela, Divina Pastora, Augusto Cazorla, Divino Niño de Jesús y Mi Mundo Feliz.

Hace tres semanas el personal de la DISA-Callao realizó una prueba de descarte de contaminación por plomo entre 1.300 escolares de 3 a 12 años de edad. Los resultados se conocerán recién a fines de mes, informó el doctor Benjamín Paredes.

"Se trata de una medida de control pero el problema de contaminación no ha desaparecido. Sigue allí. Creemos que la construcción de la faja transportadora de mineral resolverá en un 99% el problema", acotó Paredes.

SOLUCIÓN MOMENTÁNEA
Pero esta solución definitiva todavía se verá en el largo plazo, probablemente en el año 2035, cuando se decida si la faja llegará al puerto del Callao o se habilitará un embarcadero intermedio para minerales (en Chancay o en Ventanilla).

Por lo pronto ya se decidió construir una faja transportadora temporal de minerales. Esta unirá los dos grandes depósitos de minerales que hay en la provincia constitucional con el muelle 5 del puerto del Callao.

La licitación para la construcción de esta faja se haría en marzo próximo, previéndose que la estructura entre en funcionamiento hacia fines del 2008, estimó ayer el presidente de la Autoridad Portuaria Nacional, vicealmirante Frank Boyle.

Esta entidad debe preparar, en coordinación con Pro Inversión, la propuesta definitiva de inversión y las bases de licitación pública. "Se prevé que la recuperación de la inversión de la faja transportadora de minerales temporal, estimada en 25 millones de dólares, se haga entre seis y siete años, tiempo suficiente para establecer una decisión definitiva sobre el tema de embarque de minerales", comentó.

Pero mientras se hacen cálculos y se estiman inversiones a futuro, el presente de los niños que se contaminaron por plomo es una cuenta aún sin saldar.

"De hecho, la contaminación por plomo ha afectado la capacidad de María Cielo de aprendizaje y, con ello, sus posibilidades de desarrollo futuro, de inserción social. ¿Quién se las devolverá?", se pregunta Tania Bornaz, psicóloga del CEI Virgen María, donde estudió María Cielo Ramos Ocopiña.

Fuente: El Comercio

Detalle de la Noticia: AQUI